Maduro se compromete ante Lula a convocar
elecciones en Venezuela en el segundo semestre

Durante una reunión bilateral que mantuvieron los gobernantes en Kingstown este viernes, al margen de la Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac ), también hablaron sobre la deuda millonaria que Venezuela tiene con Brasil, así como de la intensificación del comercio entre los dos países

Nicolás Maduro se comprometió este viernes ante el mandatario brasileño, Luiz Inácio Lula da Silva, a convocar elecciones en Venezuela en el segundo semestre del año.

Maduro hizo este comentario sobre las elecciones durante una reunión bilateral que mantuvieron ambos mandatarios en Kingstown este viernes, al margen de la Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac), informó la presidencia brasileña.

La fecha de las elecciones todavía no ha sido fijada por el Consejo Nacional Electoral (CNE) de Venezuela, aunque el gobierno y la oposición se comprometieron a celebrarlas en el segundo semestre de 2024.

En la reunión entre Lula y Maduro, según la presidencia brasileña, los gobernantes también hablaron sobre la deuda millonaria que Venezuela tiene con Brasil, así como de la intensificación del comercio entre los dos países.

Temas económicos

Tras salir de la reunión, Maduro dijo unas breves palabras a la televisión brasileña Globonews sobre que la reunión fue «muy buena» y giró sobre temas económicos.

«Fortalecer la cooperación, encuentro de empresarios, avanzar en inversión», dijo el oficialista, hablando en un portugués precario.

Al margen, Maduro y Lula conversaron sobre el combate conjunto a los mineros ilegales en el territorio indígena de los yanomamis, que viven a ambos lados de la frontera, según agregó la presidencia de Brasil.

El encuentro entre Lula y Maduro se produce un día después del viaje oficial del líder brasileño a Guyana, país que mantiene tensiones diplomáticas con Venezuela por la región del Esequibo.

En Guyana, Lula reiteró que desea mantener América Latina como una región de paz.

EFE