Wills Rangel
Pueblo trabajador salió a la calle para
darle un contundente apoyo a Maduro

 El representante de la Central Bolivariana Socialista de los Trabajadores dijo que los apátridas que impulsan las sanciones, ahora pretenden que el pueblo se levante en contra de la revolución, pero no lo van a lograr, porque el pueblo los conoce.

La Noticia de Barinas. E. T.- El presidente de la Central Bolivariana Socialista de los Trabajadores, Wills Rangel, señaló que el pueblo trabajador se movilizó este 23 de enero para darle un contundente apoyo al presidente, Nicolás Maduro y condenar el bloqueo económico y sanciones del gobierno antiperialista.

 Agregó que los trabajadores barineses se movilizaron el pasado 23 de enero al   conmemorarse los 65 años de la traición al pueblo venezolano, «hoy cuando esa ultraderecha apátrida se han enriquecido de las riquezas  de nuestros país,  además han bloqueado las cuentas en el exterior, han impulsado las sanciones y bloqueo para destruir el poder adquisitivo de la masa obrera del país”.

Indicó que «los enemigos tienen rostros y el pueblo los tiene identificado, por eso la  clase trabajadora salió a la calle y se movilizó en contra del bloqueo y apoyando al mandatario nacional».

Rangel enfatizó que unos apátridas han pretendido atacar y acabar la revolución bolivariana con sus lacayos del país, a costa de los dineros que se han robado, pero no lo han logrado, porque el pueblo se encuentra claro. Recalcó  que esos grupos fascistas ahora financian a  las viudas  del sindicalismo e imperio para intentar que los trabajadores se levanten en contra de la revolución, «pero ahora a esas viudas junto a los obreros le decimos estamos en la calle movilizados para defender la  revolución que es  única vía que tiene el pueblo venezolano  para estar  en paz”. Sostuvo que en Barinas y el resto del país la gente y los trabajadores salieron a darle el apoyo al presidente Nicolás Maduro y condenar las sanciones económicas impulsadas por la oposición, y que han llevado a la pulverización de los salarios junto al dólar criminal.