VARIEDADES:

Ejecutan a hombre por matar a su esposa y violar a su hija

Fue condenado por cometer crímenes como asesinato, secuestro, robo y agresión sexual

David Neal Cox, de 50 años, protagonizó lo que fue uno de los crímenes más atroces en 2010. El hombre murió el pasado 17 de noviembre después de ser ejecutado en prisión por matar a su esposa y violar a su hijastra de 12 años mientras su madre agonizaba.

La ejecución de David Neal Cox fue la primera tras casi una década en la que no se realizaron procedimientos de pena de muerte en Mississippi.

Asesinato y otros crímenes

Según informes judiciales, el hecho ocurrió en mayo de 2010. El hombre asesinó a Kim Kirk Cox, su exesposa, con un arma de fuego cuando se encontraba en la casa de una hermana.

Durante el asesinato, Cox abuso de su hijastra, quien ahora tiene 23 años, y tomó como rehén a uno de sus hermanos menores en la noche del 14 y 15 de mayo.

Dos años después, el hombre se declaró culpable de “un cargo de homicidio capital, tres cargos de agresión sexual, dos cargos de secuestro, un cargo de robo con allanamiento de morada y un cargo de disparar contra una vivienda durante el enfrentamiento, que había llevado a un enfrentamiento de horas con la policía”, publicó ‘The New York Times’.

En ese mismo año, las autoridades correspondientes lo sentenciaron a muerte. Sin embargo, debido a varias apelaciones su ejecución se aplazó.

Después de largos procesos judiciales, Cox se consideró a sí mismo como “digno de muerte”, por lo que la ejecución se llevó a cabo en la Penitenciaría Estatal de Mississippi, en Parchman.

Según la cadena de noticias ‘Associated Press’, la unidad forense declaró su fallecimiento a las 6:12 p. m. después de recibir una inyección letal.

Pero luego se conoció que este no fue el único asesinato que cometió Cox.

Según ‘The New York Times’, en sus últimos días el hombre admitió, por medio de una carta, haber matado a su cuñada. Este crimen lo realizó tres años antes del suceso que desencadenó su condena de muerte.

En el mensaje, Neal dejó la ubicación y detalles del lugar en donde se encontraban los restos de la mujer.

En una conferencia de prensa, John Weddle, fiscal de distrito de varios condados del norte de Mississippi, dijo: «No hay indicios de que nadie más que Cox sea responsable de la muerte de Felicia Cox (su cuñada)”.

La carta

El asesino dejó instrucciones sobre el momento en el que sus defensores legales debían entregar la nota a los fiscales.

Por esta razón, “dos días después, los abogados del Sr. Cox enviaron una carta alertando a la oficina del Sr. Weddle sobre la confesión, que corroboraron en un comunicado esta semana”, publicó el citado medio.

Noticias relacionadas

Deja un comentario