Johnson & Johnson apunta a que será necesaria una vacuna anual contra el Covid-19

La compañía advierte que el virus sigue expandiéndose y mutando, provocando nuevas variantes. Los expertos advierten de la posibilidad de que el Covid-19 pueda convertirse en un virus endémico.

El director ejecutivo de Johnson & Johnson (J&J), Alex Gorsky, asegura que es posible que la gente tenga que vacunarse anualmente contra el coronavirus Covid-19 durante los próximos años.


En una entrevista con el canal de televisión CNBC, Gorsky explicó que «desafortunadamente, según se expande (el virus), también puede mutar», destacó Euronews.

Cada vez que muta, «puede verse una variante más». «Una mutación más que puede impactar en la habilidad (del virus) de defenderse de los anticuerpos o tener algún tipo de respuesta diferente, no sólo a un tratamiento sino también a una vacuna», aseveró Gorsky.

Los expertos advierten de la posibilidad de que el Covid-19 pueda convertirse en un virus endémico.


Las declaraciones del CEO de J&J se producen después de que representantes de departamentos de sanidad y expertos en enfermedades infecciosas hayan advertido de la posibilidad de que el coronavirus se convierta en un virus endémico, puesto que las mutaciones significan que se tendrá que estar en constante búsqueda de nuevas variantes y los científicos produciendo constantemente vacunas efectivas.


La semana pasada, J&J solicitó en EEUU una autorización de urgencia de la vacuna que ha desarrollado contra el Covid-19, que a diferencia de las otras dos que ya se utilizan en el país, la de Moderna y la de Pfizer, es de una sola dosis. De ser aprobada, algo que se cree podría pasar este mes, la vacuna de J&J supondría un importante impulso en los esfuerzos de vacunación de Estados Unidos, y aunque su efectividad no es tan elevada como la de las desarrolladas por Moderna o Pfizer, los expertos han destacado que sigue siendo buena, y que el hecho de que se trate de una sola dosis es una ventaja importante.


Además, esta vacuna es más fácil de almacenar, puesto que permanece estable durante dos años a -20 grados centígrados, y durante al menos tres meses en la mayoría de las neveras estándar, a temperaturas entre 2,2 y 7,7 grados centígrados. Por el contrario, la vacuna de Pfizer debe ser almacenada en congeladores que la mantengan a entre -80 y -60 grados centígrados y la de Moderna debe estar entre -25 y -15 grados centígrados.


El pasado mes de agosto, el Departamento de Salud de EEUU anunció que había alcanzado un acuerdo con J&J por valor de 1.000 millones de dólares para la compra de 100 millones de dosis de su vacuna, con opción a compra a 200 millones de dosis más.

Noticias relacionadas

Deja un comentario