Más de 230 muertos y millones de afectados por fuertes lluvias en la India

Nueva Delhi.– Más de 230 personas murieron y millones resultaron afectadas por las intensas lluvias del monzón que azotaron en las últimas semanas la India, y que han ocasionado severas inundaciones y deslizamientos de tierra en las regiones del noreste.

El estado indio más afectado es el nororiental Assam, donde las fuertes precipitaciones y las inundaciones provocaron 160 muertes en las últimas tres semanas, una de ellas en las últimas 24 horas, según los últimos datos de la Autoridad Estatal de Gestión de Desastres de Assam (ASDMA, en inglés).

Además, las lluvias siguen afectando a día de hoy a más de 1,3 millones de personas, de las cuales poco más de 150.000 permanecen alojadas en campamentos de socorro, informó la ASDMA.

Según este informe, al menos 16.000 viviendas sufrieron daños o resultaron completamente destruidas desde el recrudecimiento de las lluvias a mediados de junio.

Las intensas precipitaciones del monzón que azotan el país asiático también dejaron cerca de medio centenar de muertos en el nororiental Manipur, donde causaron la semana pasada un masivo deslizamiento de tierra que afectó a un campamento militar.

Las labores de rescate continuaron este lunes, recuperándose ya 47 cuerpos sin vida, mientras que otras 14 personas siguen desaparecidas, reportó hoy la Fuerza Nacional de Respuesta a Desastres (NDRF) de Itanagar, a cargo de la operación, en Twitter.

Otro de los estados más azotados por el monzón es la región vecina de Meghalaya, donde las autoridades notificaron 20 muertes por inundaciones y deslizamientos de tierra en las últimas semanas, entre ellas un miembro de los equipos de rescate y varios niños

También la región norteña de Uttarakhand, y la nororiental Sikkim, reportaron 1 y 3 muertes la semana pasada, todas ellas causadas por corrimientos de tierra, informó en su último boletín la División de Gestión de Desastres del Ministerio del Interior indio.

El Departamento Meteorológico de la India (IMD, en inglés) rebajó en su último parte el nivel de alerta por lluvias de amarillo a verde para la mayoría de estados del noreste de la India a partir del miércoles.

En su lugar, advierte de intensas precipitaciones en el oeste y el noroeste del país que podrían provocar nuevas inundaciones y deslizamientos de tierra.

Estos incidentes son habituales en el sur de Asia en la época de monzón, entre mayo y septiembre, cuando suelen causar centenares de muertos y millones de afectados.

Estas lluvias, que son al mismo tiempo fundamentales para la agricultura de la región, representan más del 60 % de las precipitaciones anuales de la India, que produce en esta época alimentos clave como el arroz y el maíz.

Noticias relacionadas

Deja un comentario