Al menos 250 detenidos en nueva manifestación contra Lukashenko en Minsk

Decenas de miles de personas protestan de forma pacífica en la capital de Bielorrusia. Las detenciones son por «utilizar banderas y otros símbolos» y enarbolar «pancartas con mensajes ofensivos».

La policía bielorrusa indicó este domingo que había realizado alrededor de 250 detenciones durante la manifestación semanal de la oposición al gobierno en Minsk, en protesta por la reelección, considerada fraudulenta, del presidente

Alexander Lukashenko. Más de un centenar de personas ya fueron detenidas ayer, sábado, en la marcha de mujeres, lo que fue duramente criticado por la líder de la oposición en el exilio, Svetlana Tijanóvskaya.

«Alrededor de 250 personas han sido arrestadas en diferentes sitios de la capital» por «utilizar banderas y otros símbolos» de la oposición (en clara alusión a la bandera rojiblanca, símbolo de la independencia del país), y enarbolar «pancartas con mensajes ofensivos», señaló en un comunicado el Ministerio del Interior. Mientras tanto, decenas de miles de manifestantes avanzan pacíficamente hacia el centro de Minsk.

Según medios locales, el grueso de los manifestantes se dirige a la residencia de Lukashenko por la Avenida de la Independencia en la quinta marcha multitudinaria desde que estallaron las protestas postelectorales el pasado 9 de agosto.

Algunas fuentes estiman en 150.000 los participantes en la marcha, que al igual que las anteriores no ha sido autorizada por el Ayuntamiento de Minsk.

Además de la renuncia del presidente y la convocatoria de nuevas elecciones, los manifestantes exigen la liberación de los miembros del presidium del consejo coordinador opositor, entre ellos la carismática María Kolésnikova, que se negó a ser expulsada del país y ahora se encuentra en prisión. Las autoridades intentan impedir la llegada de los manifestantes al centro de la ciudad al cerrar hasta siete estaciones de metro, incluido la Plaza Lenin y Oktiábraskaya.

Lukashenko viaja mañana, lunes, a la ciudad rusa de Sochi para reunirse con el presidente de Rusia, Vladímir Putin, que le ha prometido el envío de fuerzas policiales en caso de necesidad.

Noticias relacionadas

Deja un comentario