Tres años de cárcel por mantener sexo con gallinas en el sótano de su casa

Rehan Baig, un hombre de 37 años de la ciudad inglesa de Bradford, ha sido condenado a tres años de prisión en Reino Unido por mantener sexo con las gallinas y mientras su mujer lo grababa. Los hechos ocurrieron en la ciudad de Bradford, en el sótano de la casa donde su mujer, Haleem Baig, utilizaba una Go Pro para grabar.

Las aves, que eran las mascotas de la familia, murieron por la agresión. Baig se ha declarado culpable en el juicio por 11 delitos en su contra, entre los que tres eran por la penetración a varias gallinas.

El hombre reconoció haber descargado pornografía infantil y actos sexuales con animales. Además de declarar que poseía 405 miligramos de cocaína y algo más de 4 gramos de cannabis.

El juez le recriminó dichos actos y los tachó de “depravado, despreciable y pervertido” y que había cometido un delito que podría revolver el estómago a cualquiera.

Su mujer reconoció haber sido cómplice de los delitos de su marido, pero fue absuelta de la cárcel al comprobarse que había sufrido abuso de él.

Noticias relacionadas

Deja un comentario