Zelenski y Johnson evalúan nuevas rutas para los cereales ucranianos

El presidente de Ucrania y el premier británico quieren ayudar a evitar una catástrofe alimentaria y combatir la inflación. Londres exigió a Rusia tratar con dignidad a los defensores de Mariúpol.

El primer ministro de Reino Unido, Boris Johnson, conversó telefónicamente este jueves (19.05.2022) con el presidente de Ucrania, Volodimir Zelenski, sobre la posible apertura de nuevas rutas para asegurar la exportación de cereales ucranianos, lo que permitiría combatir el aumento de los precios de la alimentación que provoca la caída de la oferta.

Ante el bloqueo de los puertos del mar Negro tras la invasión de las tropas rusas, los dos mandatarios «estudiaron opciones para abrir rutas de suministro críticas, marítimas y terrestres, para las existencias de cereales ucranianos», indicó Downing Street en un comunicado.  El despacho oficial de Johnson recalcó que tanto Kiev como Londres trabajan «con urgencia» en ese ámbito.

Esta semana, el gobernador del Banco de Inglaterra, Andrew Bailey, alertó de que los disparados precios de la alimentación anticipan una situación «apocalíptica», especialmente en países en desarrollo. El premier, por su parte, expresó su «grave preocupación” por los efectos de la guerra en la inflación, que azota a países de todo el mundo.

Admiración por defensores de Mariúpol

Tras haber anunciado un nuevo paquete de 1.300 millones de libras (1.540 millones de euros) de ayuda militar para Ucrania a principios de este mes, Johnson trató con Zelenski los próximos envíos de armamento, que incluirán artillería de largo alcance, misiles antibuque y drones. Ambos dirigentes acordaron seguir trabajando estrechamente con los aliados.

El mandatario ucraniano informó a Johnson sobre los últimos acontecimientos en la región del Donbás, en el este del país, y la lucha que realizan sus tropas para «recuperar todo el territorio soberano de Ucrania”. El jefe de Gobierno británico expresó al mismo tiempo su «absoluta admiración por los valientes defensores de Mariúpol» y exigió a Rusia que «trate a los prisioneros de guerra con dignidad y respeto».

Noticias relacionadas

Deja un comentario