Más de 5 mil agricultores del páramo abandonaron el país

(Mérida, May 17/CD).- Al menos 25.000 toneladas de hortalizas se han dejado de producir durante abril y mayo de 2021 en el páramo merideño. La causa principal es porque los agricultores no disponen de combustible, pero además los insumos agrícolas representan otro problema. 

Andrés Ramírez, miembro de la Asociación de Productores Agrícolas del municipio Miranda, lamenta que la escasez de gasoil y gasolina no solo afecta los municipios del páramo, pues también ha disminuido la producción en los Pueblos del Sur, Valle del Mocotíes y zona Panamericana. 

Por último hizo un llamado a las autoridades nacionales ya que las regionales no se encargan de dar soluciones. “En nombre de los productores hacemos el pronunciamiento para exigir al ministro de petróleo y ministro de agricultura y tierras que se aboquen a atender nuestra emergencia con el combustible”. 

Actualmente solo se produce el 35 por ciento de los alimentos que se consumen en Venezuela. Ramírez añade que otro inconveniente los aqueja y es el contrabando desde Colombia hasta Venezuela de papa, cebolla, ajo y otros alimentos, lo que a su juicio afecta la producción nacional.

Igualmente, el contrabando de insumos agrícolas atenta contra la producción, “hoy día cualquiera vende productos colombianos de muy mala calidad que pone en riesgo las cosechas de nuestros hermanos productores”, expresa Ramírez.

  
Una cadena que perjudica la producción

Ante el problema con el combustible, los insumos agrícolas, la inseguridad al momento de trasladar las cosechas y otros males que limitan los ingresos económicos a través del trabajo en las tierras, un aproximado de 5 mil agricultores han abandonado los campos y se han ido del país,  “gente valiosa”, explica. 

Debido a la migración, los habitantes de la ciudad de Mérida se trasladan al campo para trabajar en la agricultura y poder llevar hasta sus hogares los alimentos. De acuerdo con Ramírez llevan a sus casas bultos de papas, zanahorias y otros alimentos, sin embargo, ante la falta de transporte público “piden cola o se movilizan caminando”. 

Noticias relacionadas

Deja un comentario